Líder

Si he de seros sincero os he de decir que la primera vez que la vi pensé que era una completa snob. Sí, yo, el que se jacta de no juzgar a la gente y que siempre trata de buscar el lado positivo de las cosas… No se cuales fueron exactamente los motivos que me llevaron a sacar aquellas conclusiones, pero lo que sí que está claro es que ya ha llovido un poco desde el día que la conocí. Y mira que yo soy tozudo, pero me fue ganando, y eso que a lo largo del tiempo hemos tenido más de un encontronazo y en honor a la verdad he de admitir que casi todos, por no decir todos, los he provocado yo. La cosa es que con el paso del tiempo esa persona se ha ido ganando mi respeto, sobretodo derrochando altas dosis de empatía con todo el mundo y siendo hiper atenta conmigo y con todos los que hemos formado parte de su entorno. Bien, ya tengo claro desde hace tiempo de que no solo es una excelente persona, sino que además tiene unas capacidades innatas de liderazgo poco comunes. Yo, socarrón por naturaleza, la llamo en petit comité “nuestro Führer” consciente de las connotaciones negativas del termino, pero dándole una dimensión cariñosísima al marcial palabro, pues ella es la guía que hace que todas las cosas funcionen, y que sin ella serían, sencillamente, imposibles.
Pues bien, hoy ya no solo se ha ganado mi respeto, que ya lo tenía ganado con creces, sino mi más absoluta admiración. Hoy nos ha dejado entrar en un ámbito en el que los amigos solemos tener vetada la entrada, y es su parcela profesional. Su trabajo no es cualquier trabajo. Ella se dedica a ayudar a un grupo de 25 mujeres, cada una con las problemáticas más diversas, a hacerse un lugar en el mundo, y creedme, visto lo visto, estamos hablando de una labor titánica. Y digo esto porque he podido comprobar con mis propios ojos que cada persona que se encuentra en una situación límite esconde detrás una historia singular y casi siempre marcada por el infortunio. Paciente, pero firme. Cariñosa y alegre, pero también responsable y ordenada. Sirvan estas letras como reconocimiento, aplauso y muestra de mi admiración. Mi respeto y mi amistad ya te las ganaste hace tiempo. Eres muy grande Mein Führer….

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s