Escoger

La vida es escoger. Escoger entre lo que tienes o el ciento volando. Entre Coca Cola y Pepsi, aunque no siquiera te guste la cola. Escoger el color de tu camisa, si coche o moto, derecha o izquierda, playa o montaña, cerveza o vino. A veces, las cosas que tienes que escoger no son tan triviales, sino que pueden ser determinantes para tu vida. Así nuestra vida se va conformando de las decisiones que vamos tomando, grandes y pequeñas, conformando lo que son. Hay gente que toma pocas decisiones y deja que la vida le lleve a los sitios de una manera casual. Yo soy de los que prefieren caminar y tropezarme, para aprender donde están las piedras. Detesto el dicho ese de que el hombre es el único animal capaz de tropezarse dos veces con la misma. En mi opinión, si te tropiezas una vez, son gajes del oficio, pero cuando te tropiezas dos veces, ya es tu responsabilidad volver a caer en el mismo error. Yo no estoy dispuesto a hacerlo, por eso es momento de tomar decisiones. Esta vez toca decidir entre el amor y la honestidad. Es una elección muy difícil, pero si uno no se arriesga en esta vida es imposible ganar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s