Más que palabras

Hola! Aquí el falso John Boy. Hoy tenemos en el blog a una invitada muy especial. Podría escribir algo sobre ella a modo introductorio, pero me temo que en el fondo serían sólo palabras, y ya he escrito tanto sobre ella, que qué más se puede decir… Cómo podréis ver no anda corta de talento, así que sin más preámbulos os dejo con Laura

Nuestro amigo el Falso John Boy me ha planteado un reto… escribir en su blog! Quizas de un modo u otro necesitaba ser capaz de hacer esto para ver una vez mas, que no se me queda grande y que tal y como nuestro amigo me ha repetido infinidad de veces debo creer mas en mi y darme el valor que ellos creen que tengo, pero en esta ocasión no he venido para esto aquí…

Quiero sorprenderos y haceros reflexionar, del mismo modo que vosotros le regaláis vuestro tiempo de lectura, yo quiero regalaros mi tiempo de reflexión… regalaros mi tiempo, que junto con las palabras son presentes que una vez lanzas al aire, ya no volverán…

A mi querido el Falso John Boy le quiero regalar tanto como el me ha regalado hasta este momento; a pesar de que el deja verse como un tipo herido, negativo, reivindicativo e incluso en algunas ocasiones un tipo deprimente… nadie, nadie mejor que yo puede saber que esto no es asi!!

Conozco muy bien las razones que lo llevan a derrochar esas palabras que para muchos de vosotros emulan lejanas imágenes con mas o menos sentido, pero que para mi han sido momentos que me ha regalado, reflexiones que me ha arrancando, sonrisas que me ha robado e incluso algún que otro enojo que ha conseguido provocar…

¿Por qué? Porque son palabras, y palabras… ¿Qué son las palabras? Las palabras, palabras son… Pero también pueden ser un canal de aprendizaje, información en estado puro, un bello presente si acarician nuestros sentidos, acunan el corazón y llenan de ilusión el alma. Por el contrario, las palabras pueden ser las armas mas bélicas…

Os invito ha hacer una reflexión conmigo… Cuando nos hacemos una herida, esta sana y sino queda cicatriz, con los días desaparece y ni nos acordamos de que existió, en cambio, con las palabras oportunas podemos herir el alma y en este caso es mas difícil de eliminar el rastro de esas palabras que como la mejor bomba de relojería nos han dejado hechos añicos.

Tanto el Falso John Boy como yo sabemos de lo que estoy hablando, ¿verdad?. Hemos recibido palabras y palabras… unas nos han pasado desapercibidas, otras nos han rozado la epitelial, pero ha habido otras que, muy a nuestro pesar, han creado raíces en nosotros, y esas palabras de algún modo nos han llevado hasta aquí, hasta ahora, hasta este preciso instante, en el que no termina nada… solo acaba de empezar….

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s